Y se instalaron en lo alto del muro.

Aquel libro de Ítalo Calvino que robaron en la biblioteca del pueblo les llevó a la realidad que ellos deseaban, a ver la vida desde arriba.

Hasta lograr que les crecieran alas, y volar. Ícaros rampantes.

1 comentarios:

  1. Feliz navidad, Ángeles:

    Ik Cd de México !!!

    ResponderEliminar